Mientras que los satélites proporcionan una cobertura exacta y amplia de la cantidad de hielo que existe en el Océano Ártico, los registros son relativamente nuevos. Los satélites tienen solo registros de la extensión del hielo marino desde 1973. Para ampliar este registro, Ronald Kwok, científico de JPL y Drew Rothrock de la Universidad de Washington, Seattle, combinaron recientemente los datos obtenidos por la cobertura espacial de los satélites, junto un largo historial de submarinos de la Guerra Fría para reconstruir la historia del espesor del hielo que se extiende unos 50 años.

Análisis de la nueva revelan que, desde un pico en 1980, el espesor del hielo marino ha disminuido el 53 por ciento. El estudio, publicado online el 6 de agosto en Geophysical Research Letters, muestra que el actual adelgazamiento del hielo del mar Ártico, ha sido realmente intenso desde hace bastante tiempo.

Imagen propiedad: NASA

Fuente: NASA